martes, 3 de mayo de 2011

ESPERANDO EN DIOS


Isa 41:10 No temas, porque yo estoy contigo; no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia.


INT- Como creyentes es importante tener siempre presente que el tiempo en el que estamos viviendo es de guerra espiritual, pues la Biblia dice: Efe 6:12 Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes. Este pasaje revela con quien y la forma en que tenemos esa batalla, y es imprescindible considerar que es contra seres espirituales de las tinieblas que están organizados por jerarquías y tienen como propósito el destruir la vida del hombre en la tierra, y la forma más efectiva de lograrlo es apartándolo de su creador, pues la Biblia dice: Jn 10:10 El ladrón no viene sino para hurtar y matar y destruir; yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia. Este pasaje revela la intención del reino de las tinieblas el cual es hurtar, matar y destruir, es decir que toda situación que trae dolor, tristeza, vergüenza o temor a la vida de los hombres es, fue, y será orquestado por el diablo, ya que de acuerdo con este pasaje la intención de Dios es darle vida plena al hombre. Esto también indica que el hombre no fue creado para llevar heridas en su alma que lo lleven a la autodestrucción por medio del rencor, la amargura y el resentimiento, ya que estas cosas no encajan dentro de una vida plena que Dios quiere darnos mediante su hijo Jesús, mas el diablo a plantado mentiras en nuestro corazón que atan nuestra manera de pensar a una condición de desconsuelo que nos impide creerle a Dios.

1- LO QUE IMPLICA ESPERAR EN DIOS. Cuando se trata de la vida en fe la espera es un tiempo tortuoso, pues es ahí donde tenemos que enfrentar nuestras dudas y temores, pues la Biblia dice: Mat 13:20 Y el que fue sembrado en pedregales, éste es el que oye la palabra, y al momento la recibe con gozo; Mat 13:21 pero no tiene raíz en sí, sino que es de corta duración, pues al venir la aflicción o la persecución por causa de la palabra, luego tropieza. Este pasaje describe a un tipo de personas que les gusta, creen, y reciben con gozo la promesa de Dios para sus vidas, pero revela que toda palabra sembrada en nuestro espíritu toma tiempo para dar el fruto. Mientras tanto viene la aflicción y la persecución por causa de la palabra que tienen como fin apartarnos del plan de Dios, y muchos no soportan el peso del tiempo y abortan las promesas de Dios para sus vidas. Este principio de persecución a causa de la palabra lo podemos ver hecho realidad en José y Jesús, pues la Biblia dice de José. Gen 37:19 Y dijeron el uno al otro: He aquí viene el soñador. Gen 37:20 Ahora pues, venid, y matémosle y echémosle en una cisterna, y diremos: Alguna mala bestia lo devoró; y veremos qué será de sus sueños. En este pasaje vemos que José recibió palabra de Dios, pero hubo quien intento matarlo a causa de la palabra que había en el. Y con respecto a Jesús. Mat 3:16 Y Jesús, después que fue bautizado, subió luego del agua; y he aquí cielos le fueron abiertos, y vio al Espíritu de Dios que descendía como paloma, y venía sobre él. Mat 3:17 Y hubo una voz de los cielos, que decía: Este es mi Hijo amado, en quien tengo complacencia. Este versículo nos muestra una experiencia gloriosa donde los cielos se abren y la gloria de Dios se manifiesta sobre Jesús poniendo una palabra poderosa sobre su corazón, y es que le dijo que él era su hijo, pero no paso mucho tiempo en que alguien se levantará en su contra para hacerlo dudar de eso, pues la Biblia dice: Mat 4:2 Y después de haber ayunado cuarenta días y cuarenta noches, tuvo hambre. Mat 4:3 Y vino a él el tentador, y le dijo: Si eres Hijo de Dios, di que estas piedras se conviertan en pan. Aquí podemos ver cómo es que el diablo empezó su trabajo de tentación y lo primero fue poner en duda la paternidad de Dios y su derecho a ser llamado hijo de Él. Este pasaje nos revela que el diablo estaba presente y miro cuando Jesús fue bautizado y todo lo que paso ahí, así que debemos entender que él sabe cuando Dios te habla mediante la predicación y pasas al altar a recibir tu porción de la gloria de Dios mediante la manifestación de Espíritu Santo y después trata de quitar la palabra que Dios te dio, y lo primero que el hará será decirte que tú no eres hijo de Dios y te recordara el pasado de donde vienen tus padres, hermanos y tu, para despertar en ti sentimientos de rechazo por parte de Dios y que te alejes avergonzado de su presencia, pero la Biblia dice: 1Co 1:27 sino que lo necio del mundo escogió Dios, para avergonzar a los sabios; y lo débil del mundo escogió Dios, para avergonzar a lo fuerte; 1Co 1:28 y lo vil del mundo y lo menospreciado escogió Dios, y lo que no es, para deshacer lo que es. Este versículo indica que a Dios no le importa tu pasado ni de dónde vienes, pues él te ama y te transformara por el poder de su amor. El diablo al igual que al Señor Jesucristo tratara de meterte en la cabeza que no eres hijo de Dios, porque si tú crees que lo eres recibirás autoridad y poder para destruirlo a él y ser libre de sus mentiras plantadas en tu mente, pues la Biblia dice: Jn 1:12 Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios; Jn 1:13 los cuales no son engendrados de sangre, ni de voluntad de carne, ni de voluntad de varón, sino de Dios. Aquí podemos ver que hay autoridad y poder al ser hechos hijos de Dios.
• ENFRENTAR LAS MENTIRAS. Cuando entramos en el proceso del cumplimiento de la palabra de Dios, las mentiras que siempre han gobernado nuestras vidas se manifestaran, es decir, aparte de la actividad del reino de las tinieblas, así que para poder comprender como es que sucede esto es necesario entender cómo es que se lleva a cabo un lavado de cerebro, el cual se efectúa de diferentes maneras, pero todas tienen la repetición continua de las cosas en común. Una de las diferentes formas de restructuración del pensamiento es repetir las mismas palabras mientras se efectúa violencia física, de esta manera el dolor es un medio para recordarle al individuo las palabras implantadas en su corazón, es por esto que una mujer llega a perder su identidad cuando es violentada sicológica y físicamente, o cuando un niño es maltratado de esta manera, pues la Biblia dice: Salm 127:4 Como saetas en mano del valiente, Así son los hijos habidos en la juventud. Este pasaje indica que los niños son direccionados por sus padres tal como los valientes direccionan las flechas, y esto es posible por medio de las palabras y el comportamiento que nosotros tenemos delante de ellos, y no solo ellos son moldeados por estos medios, sino aun nosotros los adultos, pues la Biblia dice: Rom 10:17 Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios. Este pasaje revela que lo que escuchamos determina lo que creemos, así nos muestra el poder que tiene el lavado de cerebro sobre todos nosotros en el pasado y en el presente, pues la Biblia dice: Pro 13:20 El que anda con sabios, sabio será; Mas el que se junta con necios será quebrantado. Este pasaje revela el poder de la asociación, es decir, que tengo que cuidar con quien me junto porque sus palabras y comportamiento me van a cambiar mi manera de pensar. En otras palabras, me reestructuraran mis pensamientos si estoy escuchando a gente que no cree en la victoria que Dios tiene para mí, me va a ser mas difícil esperar en Dios, pues la Biblia dice: Num 13:31 Mas los varones que subieron con él, dijeron: No podremos subir contra aquel pueblo, porque es más fuerte que nosotros. Num 13:32 Y hablaron mal entre los hijos de Israel, de la tierra que habían reconocido, diciendo: La tierra por donde pasamos para reconocerla, es tierra que traga a sus moradores; y todo el pueblo que vimos en medio de ella son hombres de grande estatura. Num 13:33 También vimos allí gigantes, hijos de Anac, raza de los gigantes, y éramos nosotros, a nuestro parecer, como langostas; y así les parecíamos a ellos. En este pasaje podemos ver la influencia que tuvieron estos hombres para impedir que entraran a poseer la tierra, esto no fue un lavado de cerebro, simplemente detono lo que ellos traían dentro, es decir que ellos habían nacido, crecido y vivido como esclavos en Egipto durante 400 años, así que la noticia fue un eco emocional que les recordó quienes eran y lo que habían vivido en su pasado. Ahora tenían que enfrentar sus temores basados en las promesas de Dios y no pudieron, este ejemplo nos enseña cómo es que trabaja Dios, pues el pueblo de Israel nunca tuvo que enfrentar a nadie para salir de Egipto, todas las circunstancias le fueron favorables desde su liberación pues la comida, el calzado, la ropa, el fuego, la sombra en el desierto, les fue provisto de manera sobrenatural, aun su salud, pero al momento de entrar en la promesa Dios quiso que ellos conquistaran, no porque él no pudiera vencer a los habitantes de aquellas tierras como lo hizo en Egipto, sino porque El deseaba que Israel fuera transformado al enfrentar los temores y las mentiras de su pasado. Esto revela que el cumplimiento de las promesas de Dios conlleva un reto que nos enfrentara a nuestros enemigos internos, el miedo, la culpa y la vergüenza.
• PERMANECER HASTA QUE LOS CIELOS SEAN ABIERTOS. En las escrituras encontramos varios ejemplos que nos hablan de esto así que analicemos algunos de estos. El profeta Elías orando por la lluvia. 1Reyes 18:42 Acab subió a comer y a beber. Y Elías subió a la cumbre del Carmelo, y postrándose en tierra, puso su rostro entre las rodillas. 1Reyes 18:43 Y dijo a su criado: Sube ahora, y mira hacia el mar. Y él subió, y miró, y dijo: No hay nada. Y él le volvió a decir: Vuelve siete veces. 1Reyes 18:44 A la séptima vez dijo: Yo veo una pequeña nube como la palma de la mano de un hombre, que sube del mar. Y él dijo: Ve, y di a Acab: Unce tu carro y desciende, para que la lluvia no te ataje. Este pasaje revela que fueron siete veces las que Elías estuvo clamando por su milagro y no se rindió fácilmente hasta que los cielos fueron abiertos y la lluvia descendió. Josías espero doce años la revelación de Dios. 2Cr 34:1 De ocho años era Josías cuando comenzó a reinar, y treinta y un años reinó en Jerusalén. Aquí podemos ver el comienzo de su reinado. 2Cr 34:3 A los ocho años de su reinado, siendo aún muchacho, comenzó a buscar al Dios de David su padre; y a los doce años comenzó a limpiar a Judá y a Jerusalén de los lugares altos, imágenes de Asera, esculturas, e imágenes fundidas. Este pasaje muestra que empezó a buscar al Dios de su padre ocho años después de comenzar a reinar, es decir, a los diez y seis. Y a los doce años de comenzar a reinar, es decir, a los veinte, lo cual indica que paso cuatro años buscando a Dios, después de los cuales saco el pecado de Israel y seis años después recibió la revelación de la palabra de Dios, pues la Biblia dice: 2Cr 34:8 A los dieciocho años de su reinado, después de haber limpiado la tierra y la casa, envió a Safán hijo de Azalía, a Maasías gobernador de la ciudad, y a Joa hijo de Joacaz, canciller, para que reparasen la casa de Jehová su Dios. En esta limpia del templo fue que encontraron el libro de la ley que mostraba la voluntad de Dios y el destino que Josías debía cumplir, esto indica que no podemos darnos por vencidos tan fácilmente, y una vez que pusimos las manos sobre el arado no podemos mirar atrás. El paralitico de Betesda. Jn 5:2 Y hay en Jerusalén, cerca de la puerta de las ovejas, un estanque, llamado en hebreo Betesda, el cual tiene cinco pórticos. Jn 5:3 En éstos yacía una multitud de enfermos, ciegos, cojos y paralíticos, que esperaban el movimiento del agua. Jn 5:4 Porque un ángel descendía de tiempo en tiempo al estanque, y agitaba el agua; y el que primero descendía al estanque después del movimiento del agua, quedaba sano de cualquier enfermedad que tuviese. Jn 5:5 Y había allí un hombre que hacía treinta y ocho años que estaba enfermo. Jn 5:6 Cuando Jesús lo vio acostado, y supo que llevaba ya mucho tiempo así, le dijo: ¿Quieres ser sano? Jn 5:7 Señor, le respondió el enfermo, no tengo quien me meta en el estanque cuando se agita el agua; y entre tanto que yo voy, otro desciende antes que yo. Jn 5:8 Jesús le dijo: Levántate, toma tu lecho, y anda. En esta historia esta revelada la condición de un hombre sin esperanza, pues no tenía a nadie que lo metiera en el agua, esto indica que quizá iban y lo dejaban ahí, esto muestra que aun la familia lo había abandonado, y surge la pregunta ¿si no tenia quien lo metiera en el agua, que estaba haciendo ahí, porque mejor no se quedaba en casa? Este hombre solitario esperaba un milagro de parte de Dios, no se quedo en casa a lamerse las heridas, ni tampoco se resigno a verse como víctima, prefirió estar cerca del estanque que lejos de él. Esto habla de esperanza, y Dios aprueba tal acción, pues dice el pasaje que había una multitud de enfermos que quizá tenían a sus familiares ahí o tal vez algunos eran llevados en contra de su voluntad por algún pariente, pero Jesús vino y sano solo al desamparado, al que seguía asistiendo cada día al mismo lugar con una esperanza en su corazón. El profeta Daniel. Dan 10:12 Entonces me dijo: Daniel, no temas; porque desde el primer día que dispusiste tu corazón a entender y a humillarte en la presencia de tu Dios, fueron oídas tus palabras; y a causa de tus palabras yo he venido. Dan 10:13 Mas el príncipe del reino de Persia se me opuso durante veintiún días; pero he aquí Miguel, uno de los principales príncipes, vino para ayudarme, y quedé allí con los reyes de Persia. Este versículo revela una situación que no se puede percibir con los ojos carnales, y muestra de manera clara una de las formas en las que operan los seres espirituales del reino de las tinieblas y los del reino de la luz, pues mientras Daniel oraba se estaba librando una batalla que impedía que el profeta tuviera respuestas, aun y cuando el cielo se dispuso a contestar el primer día que Daniel clamo. Aquí surgen algunas preguntas ¿qué hubiera pasado si Daniel deja de orar a los 8 días? el reino de las tinieblas gana la batalla y ataca mentalmente a Daniel diciéndole que Dios no tiene interés en el. Durante la batalla de los ángeles en el cielo ¿de qué forma pudieron trabajar los demonios en la mente de Daniel? haciéndole pensar que el estaba pidiendo mal, que Dios no le estaba escuchando, Daniel tuvo que enfrentar sus temores y dudas mientras permanecía orando y esperando la respuesta, y cuando esta llega le es revelado todo lo que en su tiempo no pudo comprender, por esto el ángel le dijo: Dan 10:18 Y aquel que tenía semejanza de hombre me tocó otra vez, y me fortaleció, Dan 10:19 y me dijo: Muy amado, no temas; la paz sea contigo; esfuérzate y aliéntate. Y mientras él me hablaba, recobré las fuerzas, y dije: Hable mi señor, porque me has fortalecido. En este pasaje encontramos que el ángel le dice muy amado, esto quizá porque en la lucha y en la espera el enemigo trato de menospreciarlo delante de Dios, y él le recuerda que es grandemente amado, y frente a la revelación de Dios el ángel le dice que no tenga temor y lo fortalece con un toque de su mano.

DIOS NOS HACE ESPERAR, PORQUE EN EL PROCESO NOS LIBERA DE LA ANGUSTIA Y NOS TRANSFORMA INTERIORMENTE, LLEVANDONOS A ENFRENTAR NUESTROS MIEDOS, VERGUENZAS Y CULPAS. ES POR ESTO QUE LA BIBLIA DICE: EL REINO DE LOS CIELOS SE HACE FUERTE Y SOLO LOS VALIENTES LO ARREBATAN.

1 comentario:

Noemi dijo...

hermoso blog, reciban muchas bendiciones, desde mi blog
www.creeenjesusyserassalvo.blogspot.com